Con alegría y esperanza, te invitamos al retiro

“Tu Palabra me da vida”.

Nuestro retiro consistirá en 7 propuestas de oración a partir de la Biblia.

Estos son los detalles que debes tener en cuenta.  Gracias.

Nos ayudará mucho su inscripción desde que le sea posible, esto nos permite organizarnos para servir mejor.         

Sin entrar en detalles, el retiro luce así: 

10 de junio viernes Iniciaremos a las 8 pm.

Venga con tiempo para poder empezar a las 8 pm, siempre hay detalles de última hora a resolver. 

 9 30 pm Despedir el día. 

11 de junio, sábado,

Oración comunitaria a las 7:30 am
                   8 am. Desayuno. 
                  12 almuerzo
                   6 pm cena
                   7 pm Eucaristía.
                   Encuentro entre todos. Despedida del día. 

12 de junio, domingo.

Oración comunitaria a las 7:30 am  
                   8 am. desayuno. 
                  11: 45 am. Eucaristía.
                  12. 30 del mediodía, almuerzo y despedida. 
.
Cada meditación tendrá su propio material. 

Las personas con experiencia de oración tendrán ocasión de profundizar. 

El retiro lo podrán aprovechar personas sin mucha experiencia de oración, pues el material a reflexionar, meditar y orar es asequible. 

Si usted nunca ha hecho un retiro, ésta es una oportunidad para “despertar a la vida diferente” según un recordado jesuita de Venezuela, el P. Ignacio Huarte, S.J. 

30 días antes, enviaremos unas pequeñas reflexiones que te pueden ayudar a prepararte.
Saca un rato cada día para irlas recorriendo. 

Trae tu propia Biblia, bolígrafo y un cuaderno donde anotar. 

¿Qué se espera de usted?

El deseo de un encuentro en profundidad con el Señor de la Palabra y de la Vida. 

La decisión seria y madura de escuchar al Señor y todo lo que eso supone de atención generosa y exigente.

Respetar la puntualidad y el ambiente de oración.

Lo importante en un retiro no es lo que el presentador dice, sino lo que usted descubre el fondo de su corazón.

Entre en la oración personal con fidelidad generosa. 

Si usted conoce a una persona que pudiera aprovecharse de este retiro, represéntenos y déselo a conocer.

Que se inscriba pronto para poder planificar. De usted depende que otros se enteren.

Muchas gracias por su atención.

 


© 2012 Centro de Espiritualidad Ignaciana